6/4/10

siempre medio llena


No sé si me apena su sinceridad o me admira su optimismo...

Esta tarde su abuelo se ha puesto a ver con ella Marcelino pan y vino, de Ladislao Vajda.

- Abuelo, ¿por qué está triste?
- Porque no tiene mamá. Su mamá está en el cielo. ¿Tú no estarías triste si no tuvieras a tu mamá?
- No.
- ¿No?
Ella me mira y mira a su abuelo.
- No. Total, ya no tengo papá. Sería cuestión de girar las cosas.

2 comentarios: